Castellano | Euskera

Para contactar con CÁRITAS escribe a caritasbi@caritasbi.org o llama al 94 402 00 99

Caritas Bizkaia presenta su Memoria 2020

Caritas Bizkaia acompañó en 2020 a un total de 13.096 personas (55% mujeres) en 245 proyectos. En 2020 se destinaron más de 14 millones de euros en el desarrollo de proyectos de lucha contra la pobreza y la desigualdad en Bizkaia.

 Se realizó una inversión social en ayudas económicas directas por valor de 3,2 millones de euros. Se ha contado con el apoyo de 1.922 personas voluntarias (80% mujeres) siendo 156 de nueva incorporación, 5.248 personas socias y colaboradoras (51% mujeres) un 19,4% de nueva adhesión. Caritas Bizkaia se marca como objetivo generar en 2021 una nueva dotación de un fondo de emergencia de 2,5 millones de euros para responder a las consecuencias sociales del COVID-19 a corto y medio plazo

Un gran gesto de compromiso y solidaridad en tiempos difíciles
Caritas Bizkaia agradece la participación comprometida y desinteresada de 1.922 personas voluntarias (80% mujeres) con 156 nuevas incorporaciones y la colaboración económica de la sociedad vizcaína, representada por 5.248 personas socias y colaboradoras (51% mujeres).

La inversión total realizada por Caritas Bizkaia en proyectos de lucha contra la pobreza y exclusión en Bizkaia en 2020 ha sido de 14,4 millones de euros que han sido destinados principalmente al área de Personas Sin Hogar (2,7 millones de euros); al área de acogida integral (3,6 millones) y al área de empleo y economía solidaria (1,7 millones).

Una ventana a la realidad de las personas más vulnerables en la pandemia
• La soledad y la debilidad de las redes primarias de convivencia y apoyo es una característica importante
en las personas atendidas en Caritas Bizkaia, por constituir un hogar unipersonal (29,91%), o un hogar
monoparental (20,60%)
• La realidad de familias con menores encabezadas por mujeres está muy presente. En el 2020, 6.267
personas acompañadas pertenecían a familias con menores, de las cuales, un 43% eran familias
monoparentales principalmente encabezadas por una mujer.
• La prevención de la transmisión de la pobreza y la exclusión social del futuro es clave en el
acompañamiento a la infancia y la juventud. La acción de Caritas llegó así a 3.224 menores (41% mujeres) y a 1.432 jóvenes (49% mujer). Esto sitúa en un 35% el porcentaje de las personas acompañadas en 2020 que eran menores de 25 años.
• 5.133 personas (39% sobre el total de personas acompañadas) llegan por primera vez a Caritas Bizkaia
en 2020 siendo un 48% de ellas mujer.
• El 59% de las personas acompañadas son personas autóctonas y personas migrantes en situación
regularizada.

Hogares sin ingresos y en situación de pobreza
6.448 personas acompañadas (53% mujeres) en los 79 puntos de acogida integral distribuidos en Bizkaia. De ellas, el 82,19% fueron apoyadas con ayudas económicas para alimentación y subsistencia y el 28,97% para apoyo relacionado con la vivienda
Las situaciones de exclusión severa
En Cáritas se atendió a 1.649 personas sin hogar, de las que un 17% fueron mujeres (se visibiliza poco a
poco esta realidad mujer).
Acompañamiento de jóvenes
147 jóvenes en situación de vulnerabilidad social y riesgo de exclusión fueron acompañados (17% mujer)
en servicios de alojamiento, centros diurnos, proyectos de ocio inclusivo y acelerador de empleo.
Apoyo para no quedarse atrás en el rendimiento escolar
523 menores reciben apoyo socio-educativo (54% mujeres) y 454 padres y madres son asesoradas para
el desempeño de la tarea educativa con sus hijos/as
Acompañamiento a personas mayores.
La vulnerabilidad social y la soledad también alcanza a las personas mayores y a sus familias, se
acompañó a 415 personas mayores (79% mujeres) y a 94 familiares cuidadores. Mientras algunas
familias han podido cuidar mejor y aprovechar la oportunidad de compartir más con las personas
dependientes, otras se han visto expuestas a tener que elegir entre cuidar a su familia o mantener su
trabajo
La persistencia de dificultades de acceso a un empleo y la precariedad e inestabilidad laboral.
Se acompañó en el acceso a un empleo digno a 2.342 personas (66% mujeres) siendo 1.619 las personas
que atendidas en los servicios de intermediación laboral (75% mujeres) las que lograron insertarse
laboralmente en el mercado de trabajo.
Mirada universal: apoyo continuo a los proyectos de cooperación
En el inicio de la pandemia, Caritas Bizkaia reforzó los 12 proyectos de cooperación que en esos
momentos está apoyando en Perú, Ecuador, Líbano, Serbia, Etiopía, Congo, Haití e Indonesia. La
pandemia hizo necesario el impulso de acciones de apoyo específicas en Perú (Yurimaguas) y en
Indonesia ligadas al suministro de material sanitario y formación en medidas de prevención.

Llamamientos
Los retos sociales y económicos que la situación de crisis sanitaria nos deja son:
• La apuesta por empleos decentes, que se desarrollen en condiciones adecuadas y con la protección
social garantizada en todos los ámbitos de actividad, especialmente en los relacionados con los cuidados
y los servicios. El empleo informal ha sido una realidad que se ha visibilizado en toda su extensión y en
toda su debilidad.
• La apuesta de la erradicación de la pobreza, con sistemas de protección que no dejen a nadie fuera.
La debilidad del empleo como motor para afrontar la pobreza reclama medidas de protección estables
y al alcance de toda la población en riesgo.

• Abordar el problema de la vivienda entendiéndola como un derecho para la vida digna y no como un
bien exclusivamente mercantil. Esta crisis nos ha recordado hasta qué punto la vivienda compone el
espacio básico de seguridad para cualquier familia. Nos encontramos cerca de una posible emergencia
habitacional a la que debemos de responder socialmente.
• Descubrir el valor de los vínculos personales, comunitarios e incluso trascendentales como alternativa
a una sociedad desvinculada y extremadamente individualista. Reforzar las redes comunitarias, impulsar
lo que en Cáritas denominamos “Comunidades acogedoras” como motor de transformación en la
construcción de una sociedad más justa y cohesionada

En este nuevo contexto social, avanzar en derechos que cobran relevancia:
▪ Derecho de todas las personas a disponer de una cuenta bancaria básica. Se ha puesto de
manifiesto la imposibilidad para personas en situación irregular de disponer de una cuenta
bancaria básica debido las condiciones impuestas por las entidades bancarias.
▪ Derecho de todas las personas a la inclusión digital. Necesitamos una estrategia común para
avanzar en políticas de inclusión digital orientadas a superar la brecha digital que afecta
especialmente a la población más vulnerable generando una mayor exclusión.

En definitiva: la experiencia personal y colectiva de vulnerabilidad e incertidumbre vivida con motivo de
la pandemia nos descubre la importancia de reconstruir y reforzar el espacio de “lo público” en base a
la idea del Bien Común. Un espacio construido desde la responsabilidad de los poderes públicos y con la
participación de la sociedad civil organizada y la ciudadanía en general.

Invitación a participar en la Campaña institucional ‘ERDU – TE INVITO’
Dentro de la Semana de la Caridad celebrada en la Iglesia de Bizkaia, Caritas Bizkaia promueve la campaña ‘ERDU TE INVITO’ reconociendo la labor desarrollada por el voluntariado y la sociedad en general en el compromiso solidario

ENLACE AL MEMORIA 2020

 

ENLACE A NOTA DE PRENSA

ENLACE A DOCUMENTACIÓN ADICIONAL

Escribe un comentario